Detectan en colegios gusanos en la sopa del menú escolar

Las consecuencias de la privatización

   Ya en el año 2012 y reiteradamente en 2013, STELE solicitó información y reclamó más control a la Junta de CyL en dos Comisiones de Mediación con la Dirección Provincial de Educación de León en referencia a la deficiente calidad de la comida de los comedores escolares de la provincia, ante las numerosas quejas recibidas por parte de las familias así como del profesorado. La nueva Directora Provincial y su equipo respondieron que todo funcionaba correctamente y que no le constaban quejas ni deficiencias, y que se hacían las inspecciones que desde Sanidad consideraban oportunas, pero que ellos no tenían establecido ningún tipo de mecanismo de control especial.

   Desde STELE, como consta en las actas y en los órdenes del día, ya advertimos y denunciamos la baja calidad y la escasa cantidad de los menús, así como el sistema de comida refrigerada y la privatización de este servicio que ha supuesto el desmantelamiento en muchos colegios de las cocinas tradicionales, el cese de la elaboración diaria de las comidas y la pérdida de numerosos puestos de trabajo y de un servicio de calidad y cercano.

   La situación no ha mejorado, más bien ha empeorado, con la retirada de la concesión a algunas empresas y la nueva adjudicación a otras empresas de catering. Pese al aumento del coste por comensal, esta nueva empresa adjudicataria, con una gestión centralizada en Valladolid, comenzó eliminado puestos de trabajo de cuidadores y ajustando a la baja las cantidades contratadas.

   La denuncia de padres y madres y del profesorado de diferentes centros sobre la deficiencia de la comida, no solo de la provincia de León, ha tenido como respuesta por parte de la empresa una carta de disculpa (perdón, no volverá pasar) a los directores de los centros y a las familias.

Denunciamos en su día deficiencias en Comedores Escolares

   Son muchas las quejas que se han generado por el cambio de empresa encargada del catering de los comedores escolares ARAMARK (en Valladolid): mala calidad, carnes en mal estado, desaparece la ternera por el cerdo, poca cantidad, más trabajo para los centros (no han dotado de teléfono móvil a los/as trabajadores/as), aquellos centros con cocinera/o se han encontrado sin materia prima para elaborar los menús…. Descontrol absoluto.

Comedores escolares y la consecuencia de los recortes y la privatización.

   En Castilla y León, disminuyen los comensales que pagan la cuota (7%), mientras que el coste crecía de 12,8 millones a 13,9 en este curso (es la cuarta comunidad con los comedores más caros, según un estudio de CEAPA y de calidad solo aceptable, en relación con la muy buena de 2008, en la valoración de consumo de Eroski), debido a privatización en la gestión de los comedores.

Por ello exigimos a la Administración que, tras la mala experiencia de las nuevas adjudicaciones en los comedores privatizados, recupere la gestión pública de dicho servicio, para destinar el ahorro, que ello supondría, a mejorar la calidad del mismo.


Carta al Director del Centro


 

Carta a las familias


 


 Detectan en cinco colegios de León gusanos en la sopa del menú escolar, aunque sólo en tres los gorgojos se sirvieron.

  • Los monitores del Antonio Valbuena, el Trepalio y el CRA de Riaño los detectaron al servir
  • También aparecieron en La Palomera y el González de Lama

leonoticias.com       14/10/2014 http://goo.gl/etCN66

Imagen del colegio Antonio Valbuena de León.

La aparición de gusanos en la sopa del cocido de los escolares del colegio Antonio Valbuena se ha convertido en un escándalo de ámbito autonómico al conocerse que ese mismo día se detectaron gorgojos en la comida de otros cinco comedores escolares de la Comunidad, cuatro de ellos en León.Concretamente, según fuentes oficiales, se detectaron gusanos en la sopa del Antonio Valbuena, el Trepalio de Trobajo del Camino, el CRA de Riaño y en el centro Las Cañadas, en Trescasas (Segovia) así como en los colegios de la capital La Palomera y González de Lama, donde el caldo no se llegó a servir.

Según un informe elaborado por la consejería de Educación tras un encuentro del consejero con responsables la concesionaria del servicio –Serunión-, fueron los monitores de los cuatro comedores escolares los que, en presencia de los alumnos durante el emplatado en el comedor, detectaron los gusanos, procediendo su retirada inmediata, evitando la ingesta por parte de algún alumno.

En ese momento, los jefes de áreas de Serunión en León y Segovia dieron aviso a la empresa que a su vez informó del incidente vía correo electrónico a las 21:56 horas a la consejería de Educación así como a los directores de los centros afectados y a las familias a las que remite un escrito.

Un día después, la consejería solicitó aclaraciones sobre los hechos acontecidos y contactó con ambas Direcciones provinciales de Educación mientras paralelamente la Dirección General de Política Educativa Escolar, una vez recibida la comunicación, comprueba las encuestas de satisfacción sobre el funcionamiento del comedor escolar en dichos centros, con la aplicación de comedor escolar, que arroja un resultado satisfactorio en todos ellos.

Dos centros más afectados

Pasos previos a la reunión de este martes en la que además la concesionaria pone en conocimiento de la consejería que en dos centros más de la capital leonesa, La Palomera y Antonio González del lama, se detectaron en las cocinas, durante el volcado de las barquetas, la presencia de gorgojo sin que en este caso se llegara a servir en el comedor retirándose con carácter inmediato.

Una reunión en la que la empresa destacó que la ingesta de gorgojo “no hubiese producido daño alguno a la salud” así como que, conforme al contrato de comedores escolares, el personal tiene la formación exigida, los proveedores de alimentos de la empresa concesionaria tienen los correspondientes registros sanitarios y que se ha podido realizar la trazabilidad del producto contaminado.

Se trata, por tanto, de una partida de pasta envasada en un paquete de 5 kilogramos cuya fecha de caducidad era de 30 de noviembre de 2016. También, se ha confirmado que la empresa concesionaria, dado el volumen de materia prima que emplea habitualmente en la elaboración de menús, no almacena materia prima sino que se realizan pedidos semanales incluso de productos secos como es el caso de la pasta.

También te podría gustar...

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Simple Share Buttons