La chapuza de la Junta en la baremación de los profesores de enseñanza secundaria

Miles de reclamaciones y opositores, indignados por la publicación del tercer listado “definitivo” de puntuaciones

El pasado jueves, la Consejería de Educación publicaba el listado de baremación definitivo y hoy, lunes, ha vuelto a publicar el tercero, plagado de errores y con la vía administrativa “cerrada” para que los interinos puedan verlo solucionado antes de que en septiembre elijan las vacantes

Desde el jueves, los teléfonos de las diferentes direcciones provinciales de Educación de la Junta de Castilla y León no han parado de sonar, con reclamaciones, ruegos e incluso súplicas de opositores e interinos de secundaria, que han terminado el proceso de oposición, pero no pueden olvidarse de los problemas administrativos, porque han sido mal baremados y no figuran parte de sus puntos, notas o méritos o, aún más grave, han sido excluidos de la lista de interinos.

Así, hoy se ha publicado la tercera lista de interinos (el jueves, la definitiva; el viernes, otra definitiva y el lunes, la tercera definitiva) y esta tercera lista sigue conteniendo miles de errores: ha subsanado parte, pero incluye otros nuevos. Es tal el caos que se impide la transparencia de estas listas, por el baile de puntos y de personas que desaparecen un día y al siguiente están en la lista, con puntuaciones quién sabe si infladas o incorrectas.

Resulta curioso que, en esta comunidad en la que tanto se presume de calidad educativa, se cuide tan poco a los profesores de la pública, sus garantes y los principales responsables de los buenos resultados de nuestros estudiantes.

Y ya no entramos en el proceso de oposiciones, que mantiene, y en algunos apartados ha acrecentado, sus irregularidades, como en las reclamaciones: sin explicaciones, motivaciones ni aclaraciones que puedan ayudar al opositor a saber cómo y por qué se le ha valorado de forma negativa. Los criterios de evaluación se publicaron días antes de los primeros exámenes, igual que la duración de las pruebas prácticas. En los tribunales, ha habido profesores que han trabajado este curso formando a opositores… La sensación es de un proceso preparado con mucha prisa y con los tiempos demasiado ajustados para poder subsanar los problemas.

Los problemas de la administración con los baremos

Varios datos pueden ayudar a entender lo que está pasando en la Dirección General de Recursos Humanos de la Junta y en la Consejería de Educación.

1º- Este año, no se sabe con qué interés, se ha permitido que los interinos que ya formaban parte de las listas de secundaria este curso se presenten en las oposiciones de otra comunidad y, si lo justifican, permanezcan en las de Castilla y León. Pues bien, la fórmula elegida ha sido que estos interinos envíen por fax, correo electrónico o por registro el documento justificativo de haberse presentado en otra comunidad. ¡Un caos administrativo!

2º- Las primeras listas de baremación, publicadas a principios de julio, en plenas oposiciones, ya contenían miles de errores, lo que ha supuesto múltiples escritos pidiendo la subsanación de los mismos y, aunque los registros de la Junta trabajan con escáner, algunos de estos documentos no han llegado a su destino o no han sido tenidos en cuenta, algo que es inexplicable o que demuestra la ineficacia del sistema o la falta de personal dedicado a este proceso de baremación. Según analizan sindicatos y opositores, parece que se ha asignado a este empeño a funcionarios sin experiencia.

Por supuesto, estos errores, para los opositores que habían aprobado su primer examen, supusieron pérdida de tiempo y nuevos agobios, buscando documentación y regitrándola, dejándolos en peores condiciones y haciendo públicas unas puntuaciones que no deberían tener presentes los diferentes tribunales, por eso de garantizar la igualdad.

3º- La lista definitiva de baremación se publica junto a las notas del concurso-oposición, también con errores, y con esto se agota la vía administrativa, justo antes del mes de agosto, cuando se paraliza la justicia de este país y a un mes de la publicación de la lista de vacantes a las que optarán los interinos, por lo que, aunque sean atendidos sus recursos de reposición, no estarán a tiempo para que elijan institutos con su puntuación real.

4º- La segunda lista de baremación “definitiva” se ocupó, sobre todo, de incluir en la lista a los que se presentaron fuera y habían sido excluidos: lo primero es lo primero.

5º- La tercera, que se ha dedicado, principalmente, a baremar con las notas de los exámenes, tiene nuevos errores: con interinos a los que se les cambia la nota correcta por la nota de la última oposición, que es más baja.

Los interinos, mientras, esperan un cuarto listado definitivo, correcto y con todo en orden, “en tiempo y forma” y sin tener que recurrir a los juzgados y a reclamaciones a una administración que incumple sus propias resoluciones y órdenes.


Enlace artículo:

También te gustará...

1 Respuesta

  1. Cristina Bedera dice:

    Otra chapuza también la del proceso de selección de Centro de duncionarios de carrera desplazados y cuerpos similares, donde no se nos no han ofrecido más que plazas completas , reservando las medias plazas de la capital para cubrir cómo interinidades. Así los dincionarios acabamosnigual en Peñafiel perotes no podemos elegir antes esas medias plazas en capital.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

Puedes usar las siguientes etiquetas y atributos HTML: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <s> <strike> <strong>

Simple Share Buttons