Menosprecio de la LOMCE a la FP Titulación y Universidad

  • La LOMCE cambiará el acceso a la universidad de 1.300 alumnos en nuestra comunidad, la Junta quiere mantener un año más la Selectividad para alumnos de FP.

Menosprecio de la LOMCE a la F.P.

Desde que en septiembre de 2012 el Ministro de Educación decidiera implantar un modelo de la FP a la alemana, se han ido esclareciendo que los motivos que llevan a modificar toda la regulación de las enseñanzas de la FP no son otros que los de segregar y conseguir aplacar las fuerzas del mercado, consiguiendo que aquel alumnado que no ‘encaje’ en las perspectivas de un sistema educativo de rendimiento superior sirva de mano de obra barata a un tejido empresarial que nada tiene que ver con el alemán ni el de muchos países europeos. La FP Dual no es ‘el modelo’, por mucho que lo pretendan desde el gobierno.

FP_Cenicienta_400Una vez redactada la nueva ley educativa, se vuelve a dejar en entredicho cuáles son los intereses por el alumnado que escoge este tipo de enseñanzas. No sólo pretenden atajar el supuesto ‘problema’ de los resultados de nuestro país en el informe PISA sacando del sistema a este tipo de alumnado para que no ‘estropee las estadísticas’ con sus resultados, sino que con la creación de una FP Básica modifican de manera radical la entrada en las mismas a una edad más temprana así como la posibilidad de titulación (que sí tenían con los actuales Programas de Cualificación Profesional Inicial); pero además, se demuestra el desinterés que se tiene en estos estudios en tanto en cuanto el calendario escalonado de aplicación de la LOMCE esconde un agujero que va a dejar colgados sin titularse en ESO al menos un año al que estrene la Formación Profesional Básica.

Este alumnado comenzará en septiembre, pero no le será otorgado título de graduado en E.S.O. porque después de los dos cursos que dura el programa sólo podrán obtenerlo si aprueban la nueva reválida de secundaria. Una reválida que no empieza a aplicarse hasta el curso 2017-2018, con lo cual no tendrán más remedio que esperar como mínimo un año hasta poder hacer la reválida y obtener el graduado escolar. El Ministerio de Educación, aun siendo consciente del fallo, no ha previsto ninguna fórmula específica para arreglar el limbo en el que se quedarán estos estudiantes: -que se examinen de la prueba para adultos (para la que deben ser mayores de 18, con la excepción de los mayores de 16 que tengan un contrato de trabajo -complicado en estos tiempos). ¿Qué sucede con los estudiantes que empiecen estos estudios con 15 años y finalicen con 17? No se soluciona nada. Y si tenemos en cuenta que el perfil de estos alumnos es complicado, es difícil que recuerden lo estudiado el año anterior para presentarse a una reválida un año más tarde.

Está claro que la premura del gobierno en poner en marcha la ley es lo que provoca este tipo de desajustes, y el hecho de que este alumnado no pueda obtener el graduado, les hace de barrera de entrada a la hora de solicitar un empleo desde el momento de selección de candidatos en la mayoría de los sectores.

La LOMCE cambiará el acceso a la universidad de 1.300 alumnos

Esta premura es la que también ha llevado a debilitar aún más este tipo de enseñanzas desde que este pasado lunes, se deciden (en formato de real Decreto) cuáles serán los criterios para entrar en una carrera.

En concreto, el proyecto establece la normativa básica de los requisitos de acceso y de los procedimientos de admisión a las enseñanzas universitarias oficiales de Grado. En esta nueva regulación, desaparece la superación de la Prueba de Acceso a la Universidad (PAU) como requisito de acceso a estas enseñanzas de acuerdo con la LOMCE y serán las universidades las que determinen los criterios de acceso a la universidad.

Se trata de un nuevo enfrentamiento entre las universidades públicas y el controvertido ministro de Educación. El ministro ha permitido dejar claro que las universidades dispondrán de una prórroga de tres años hasta aplicar el nuevo sistema de acceso, período en el que continuarán vigentes las actuales pruebas para los estudiantes procedentes del Bachillerato.

La gravedad está en el hecho de que eliminar ya la Prueba de Acceso para los estudiantes de FP dejaría fuera de juego, ya este año, a unos 1300 alumnos y alumnas de nuestra comunidad, un 10% de los que acceden a la Universidad. No tendrían la oportunidad de realizar una prueba específica para subir nota como viene siendo habitual hasta ahora (cuatro puntos más añadidos sobre los diez posibles), algo que sí continuarían disfrutando en los próximos tres años los alumnos que han seguido la senda educativa del Bachillerato.

La discriminación en el acceso al sistema universitario que padecerán los estudiantes de Formación Profesional, así como los mayores de 25 y 45 años y los jóvenes de otros países frente a los alumnos de Bachillerato, es la principal objeción que plantean la Universidades ante el proyecto de supresión progresiva de la Selectividad, promovido por el Ministerio de Educación. De ahí que reclamen mantener una prueba común para acceder al grado.

En nuestra comunidad, la Junta quiere mantener un año más la Selectividad para alumnos de FP.

No obstante, el director general de Universidades de nuestra comunidad, Ángel de los Ríos, considera la propuesta viable; para él se trata de un decreto de importancia por la trascendencia de regular ese acceso a la universidad de los alumnos, de manera que Castilla y León llevó a esta Conferencia alguna propuesta que no afecta al fondo de la cuestión que trata este decreto sino al detalle de la gestión del mismo. Aún así, no accederá a empezar con la propuesta este año porque supondría cambiar las reglas del juego a mitad de curso. Su intención es reunirse con las cuatro universidades públicas de Castilla y León para, en la medida que el Ministerio lo permita, retrasar los cambios en el acceso.

Comparte:

También te podría gustar...

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.