5 de octubre, Día Mundial de los y las Docentes. Salud y estabilidad para el profesorado

Día Mundial de las y los docente: en medio de una pandemia global, la salud y la estabilidad en el empleo se convierten en las principales demandas del profesorado

Docentes: líderes en tiempos de crisis, reinventando el futuro”

Dia Docente 5oct2020

Este lunes, día 5 de octubre, como todos los años se celebra el día mundial de las y los docentes. Celebrado anualmente, en esa fecha desde 1994, el Día Mundial de las y los Docentes conmemora el aniversario de la suscripción de la Recomendación de la OIT y la UNESCO relativa a la Situación del Personal Docente (1966). Este año el lema elegido es: “Docentes: liderar en situaciones de crisis, reinventar el futuro”. El lema refleja la situación de pandemia global que estamos padeciendo y la necesidad de contar con este colectivo para liderar el cambio necesario para un nuevo futuro.

Este año, la celebración llega envuelta en una situación de especial complejidad para todo el planeta. La crisis originada por el coronavirus ha provocado una alteración drástica de costumbres, derechos y garantías tanto personales como colectivos, a la vez que está teniendo unos efectos económicos que ponen en peligro bienes tan esenciales como son la salud y la educación de miles de millones de personas.

A lo largo de este año 2020, prácticamente la totalidad de la enseñanza que se imparte en todo el mundo, ha debido interrumpir la presencialidad de la educación, para verse obligada a explorar nuevas formas de aprendizaje, a través de la enseñanza a distancia apoyada en aparatos tecnológicos. Incluso, en el momento actual, alrededor de 1000 millones de estudiantes no han recuperado la enseñanza presencial, lo que puede conllevar graves consecuencias como el aumento de desigualdades y agrandar la brecha social. Por otra parte, los países que han recuperado la actividad lectiva presencial, han debido implementar medidas para asegurar la salud de toda la comunidad educativa, que es lo mismo -en este caso- que decir, de toda la sociedad, ya que el contagio que provoca el virus COVID-19 no se limita a sectores concretos.

Sin embargo, esas medidas no han sido las adecuadas en algunos países. En España, con la excepción de alguna Comunidad Autónoma, tampoco. La lista de medidas que se deberían haber implementado y no se ha hecho, es larga: no se ha rebajado la ratio, no se ha contratado el número de profesorado necesario, en la mayoría de Comunidades Autónomas no se han realizado pruebas PCR a los miembros de la comunidad educativa, no se está protegiendo al profesorado con especial vulnerabilidad, las mujeres embarazadas tienen que ir a su puesto de trabajo sin la protección requerida y están expuestas a una enfermedad de la que  poco se sabe y menos aún de sus consecuencias., además los centros educativos no disponen de personal con conocimientos sanitarios,… entre un largo etcétera.

En esta situación, en la que la dotación económica que el Gobierno de España ha puesto a disposición de las Comunidades Autónomas para educación, es inferior a las ayudas económicas prestadas a sectores como el automovilístico o el del turismo, la salud de las y los docentes no está asegurada. Lo hemos comprobado en las primeras semanas de clase en las que el número de profesoras y profesores infectados en las aulas se cuentan por cientos.

La situación laboral no es mucho mejor. Los contratos que se están realizando al profesorado es, en muchos casos, de una duración limitada, ahondando en un problema ya endémico en la Administración de nuestro país: la precariedad en el empleo. Si, el año pasado, la tasa de interinidad en la educación, sobrepasaba el 20%, después de la irrupción de la pandemia -al haberse suspendido la realización de la convocatoria de oposiciones- actualmente afecta a un tercio del conjunto del profesorado de la enseñanza pública a nivel estatal.

Varias sentencias del Tribunal de Justicia de la Unión Europea señalan que el Estado Español ha cometido fraude ley y ha abusado en la contratación del personal interino que ha concatenado contratos durante más de tres años, ya que, “sobre la base de una relación de servicio de duración determinada”, estas personas han “desempeñado de forma constante y continuada las mismas funciones, cuando el mantenimiento de modo permanente de dicho empleado público en esa plaza vacante se debe al incumplimiento por parte del empleador de su obligación legal de organizar en el plazo previsto un proceso selectivo al objeto de proveer definitivamente la mencionada plaza vacante”, como dice textualmente la última de esas sentencias, con fecha 19 de marzo de este mismo año.

A pesar de ello, actualmente alrededor de 170.000 docentes en el sistema educativo no universitario de nuestro estado, están en situación de interinidad. Urge una solución, ya que mientras esta no se dé, todas las declaraciones políticas de respeto y ensalzamiento hacia la figura de las y los docentes, no dejarán de ser palabras huecas, que no se traducen en hechos. Como lo son, las que escuchamos estos días por parte de responsables ministeriales y de las consejerías autonómicas, mientras dejan al profesorado expuesto en medio de una pandemia sin paragón en el último siglo.

Otro dato importante, en el estado Español el 66,5% de todo el profesorado es mujer 96,7% en educación infantil hasta el 41,3% en las Universidades. Esta feminización de la enseñanza no solo ocurre en España, en la mayoría de los países se da la misma circunstancia; sin embargo, las funciones directivas son desarrolladas mayoritariamente por hombres.

¿Cómo es posible que en los centros escolares donde hay una mayoría de mujeres, lo cargos de responsabilidad lo ocupen hombres?

Estamos en el año 2020 y muchas son las mujeres que siguen pensando que no están capacitadas para ello: rasgos como la objetividad, el carácter fuerte, el don de mando, la racionalidad… la sociedad nos enseña que ¿son cosas de hombre? Y esto hay que unirlo a que las mujeres consideran que desempeñar el cargo sería para ellas tener un tercer empleo: casa, enseñanza y dirección. Pero no solo es culpable una sociedad machista, las políticas económicas y sociales actuales, hacen que sea la mujer la responsable de sus decisiones y las posibilidades de elección, lejos de ampliarse, se acoten en torno a su familia.

Por lo tanto: no debemos permanecer inalterables ante todas estas injusticias, no debemos dar alas al COVID y convertirlo en escudo en el que “todo vale”, y “qué le vamos a hacer”.

Debemos luchar por unos puestos de trabajo seguros y garantizar una educación de calidad para nuestras hijas y nuestros hijos continúen la labor que nosotras les enseñamos.

Secretariado de STEs-intersindical 5 de octubre de 2020

Es el momento de reinventar la educación y concretar nuestra visión de un acceso igualitario a un aprendizaje de calidad para todos los niños y jóvenes.

MENSAJE CONJUNTO UNESCO, OIT, UNICEF Y INTERNACIONAL DE LA EDUCACIÓN

“Durante esta crisis, los docentes han demostrado, una vez más, una gran capacidad de liderazgo e innovación para asegurar que #ElAprendizajeNuncaSeDetiene y velar por que ningún alumno se quede atrás. En todo el mundo, han trabajado de forma individual y colectiva para encontrar soluciones y crear nuevos entornos de aprendizaje para sus alumnos, a fin de garantizar la continuidad de la educación. También es fundamental el papel que han desempeñado prestando asesoramiento sobre los planes de reapertura de las escuelas y apoyando a los alumnos en el momento de regresar a la escuela”.

Declaración conjunta de la Sra. Audrey Azoulay, Directora General de la UNESCO, el Sr. Guy Ryder, Director General de la Organización Internacional del Trabajo, la Sra. Henrietta H. Fore, Directora Ejecutiva del UNICEF, el Sr. David Edwards, Secretario General de la Internacional de la Educación con motivo del Día Mundial de los Docentes 2020.

Celebraciones del Día Mundial de los Docentes en 2020

En 2020, el Día Mundial de los Docentes rendirá homenaje a los docentes bajo el tema “Docentes: liderar en situaciones de crisis, reinventar el futuro”. Este Día ofrece la oportunidad de honrar la profesión docente en el mundo, hacer un balance de los logros y llamar la atención sobre el papel desempeñado por los docentes, quienes ocupan el centro de los esfuerzos que se llevan a cabo para alcanzar el objetivo mundial de que nadie quede rezagado.

La pandemia de COVID-19 ha aumentado los desafíos ya numerosos a los que hacen frente los sistemas educativos a través de todo el mundo. No se exagera si afirmamos que el mundo se encuentra en una encrucijada, y que ahora más que nunca, debemos trabajar con los docentes para proteger el derecho a la educación y guiarlo en el contexto evolutivo que ha provocado la pandemia.

La cuestión del liderazgo de los docentes con respecto a las respuestas a la crisis no es solo oportuna, sino también esencial en cuanto a las contribuciones que aportan los docentes con miras a proporcionar un aprendizaje a distancia, apoyar a las poblaciones vulnerables, volver a abrir las escuelas y garantizar que puedan atenuarse las brechas en el aprendizaje. Los debates durante el Día Mundial de los Docentes abordarán también el papel de los docentes en el reforzamiento de la resiliencia y la construcción del futuro de la educación y de la profesión docente.

Debido a la situación actual, las celebraciones de este año se llevarán a cabo en línea. Además de la ceremonia de inauguración del Día Mundial de los Docentes y de la ceremonia de entrega del Premio UNESCO-Hamdan el 5 de octubre, y la ceremonia de clausura del 12 de octubre, se llevará a cabo un conjunto de eventos nacionales, regionales e internacionales durante toda la semana.

Comparte:

También te podría gustar...

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.